23 de 12 de 2008

Ups se me olvidó

 Debe ser por mi paso profesional en Conozca Más que tanto me gusta analizar esos -tal vez- ociosos estudios sobre las diferencias entre hombres y mujeres, no del tipo Venus y Martes, por favor, las diferencias del tipo planetarias están fuera de mi alcance; las que me gustan realmente son las químicas. En este caso en particular hablaré sobre una más de las cerebrales; es decir, donde una vez más, la culpa la tiene una bendita neurona. Bien, la diferencia radica en que los hombres son mejores a la hora de recordar que las mujeres. ¿Qué? Ya estoy viendo sus caras de expresión. En fin, el punto es que según un grupo de científicos españoles, los hombres estarían dotados para recordar no sólo más, sino también mejor debido al nivel de aglomeración de neuronas que registran los caballeros en las áreas asociadas a la memoria. Y entonces digo yo , dónde queda el típico “Es que soy re malo para las fechas” ¿Dónde irán a ocultar ahora su vergonzosa condición de mentirosos todos esos que prometen llamar y no lo hacen? Y el que se olvida año tras año de los aniversarios, de comprar pan y de tantas cosas. Chicas, la venganza es dulce, comencemos a olvidar nosotras ahora, después todo si no recordamos algo importante y él se enoja contigo, no importa, la ciencia está de tu lado. 

7 comentarios

Sole

27 de diciembre de 2008

jajajaja...ahora está el argumento perfecto..cuando ellos digan "soy pésimo para las fechas"...le podemos responder con toda seguridad "eso déjamelo a mí, está comprobado por estudios"...jajajaja...están obligados a recordar las cosas y fechas!!... bye

Andrea

24 de diciembre de 2008

jajajajajja que me rei con el post de gordillo!!! es que tiene toda la razon!! nosotras pedimos que se acuerden de cuando nos tomamos la mano, el primer beso, y bla bla bla..! yo igual me acuerdo de algunas, pero algunas cosas... pero ahora con la ciencia de mi lado conn mayor razon me olvidare de mas..! ajjajaja Besos y Felices Fiestas!

Ale

23 de diciembre de 2008

O que hace las cosas por mi...

Fran

23 de diciembre de 2008

Lo bueno es que tienes un marido ejemplar que siempre te acuerda.

Ale

23 de diciembre de 2008

A mi siempre se me olvida todo.

Paula Avilés

23 de diciembre de 2008

Mishe, todos los días se aprende algo nuevo, así que de ahora en adelante no dejaré pasar olvidos.... jajaja o mejor aún, pediré compensación. :)

SgordilloE

23 de diciembre de 2008

jajajajajaj .. que picada ... leru leru ... Yo creo que nuestro problema no es la memoria, si no el "grado de importancia" que le damos a las cosas al momento de almacenarlas. Es común en pareja, el siguiente diálogo: (ella con tarjetita y abrazo), recuerdas que día es hoy? .. (él sorprendido), no amor, qué onda?, no me digas que estás de cumpleaños... (ella frustrada), nop, hoy se cumple un año y cuarto de la primera vez que me tomaste la mano, en el parque de las estatuas, bajo el único roble con sombra y como a las 4,32 de la tarde de un jueves... Nos marcan cosas distintas, las atesoramos de distinta forma y por supuesto al momento de recordar, lo hacemos con lo "importante", y eso, no tiene na que er con lo que el otro considera importante. Un abrazo. PD.- Conste que no quise poner como ejemplo la hojita seca que nos pidieron guardar en algún libro, que sepa moya qué diablos pasó con ella...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Lo último